Foto LoyzagaGranada, 1916-Madrid, 1996

Desde muy joven se siente atraída por la escultura. Imparte clases de muñequería artística en la Escuela de Artes y Oficios, y pone en marcha su primer taller de muñequería. Estudia la historia de la muñequería artística, la creación de muñecos desde un punto de vista antropológico, y explora con nuevas técnicas y materiales entre los que destaca el fieltro, característico en numerosas de sus creaciones. En 1960 Herta Frankel, en los inicios de TVE, le encarga la creación de varios títeres: el gato Chifú, el León, los Enanitos, los Perritos Cantores, entre los que destaca la famosa perrita Marilín. El prestigio internacional de Elvira de Loyzaga y de su empresa Muñecos Loy la lleva a exponer en Japón, donde sus muñecos son admirados y posteriormente producidos. Sus obras forman parte de colecciones privadas y museos.